lunes, 27 de septiembre de 2010

Gestión Pública...o Decretazo y Huelga General...

Cuando afirmo que uno de los problemas que sirve de pilar a todos los demás en este país es la mediocridad de nuestros políticos como gestores, suelo encontrar opiniones radicalmente opuestas en algunos casos, sorpresa y cara o tweet de "pero esta qué dice" en otros muchos...y un "tienen que hacer política, la gestión es cosa de las empresas privadas" en alguna que otra ocasión... Y todas estas respuestas me llevan no sólo a reafirmarme...sino a completar mi cita personal...:

No solo considero un problema, y de los serios, la mediocridad de la clase política actual como gestores...sino su inconsciencia acerca de cuales son realmente sus responsabilidades...Han convertido el medio, la política, en el objeto, la gestión de las administraciones públicas... 

domingo, 26 de septiembre de 2010

Cielos....

Decía yo al iniciar este blog que mi intención era publicar no menos de un post semanal...por primera vez he estado a punto de inclumplir este deber auto-impuesto porque, en esta semana de tranquilidad playera, he desconectado de casi todo...pero revisando las fotos que todo viaje debe tener, he encontrado algunas que tienen su hueco aquí...

De siempre me ha gustado mirar al cielo y adivinar lo que las nubes tratan de dibujar, no soy una experta fotógrafa ni mucho menos y os aseguro que las imágenes eran mucho más espectaculares vistas in situ que lo poco que he podido captar pero, aún así...aquí las tenéis:

viernes, 17 de septiembre de 2010

Somos Europeos pero....¿queremos serlo?

A veces creo que queremos serlo sólo a medias, sólo para aquello que nos conviene...

Ya desde agosto estamos a vueltas con las expulsiones de gitanos de Francia porque el gobierno francés las decidió e inició sin preguntar a nadie...y no olvidemos que tanto Francia como los países de origen de los deportados (Rumanía de forma mayoritaria), forman parte de la Unión Europea y los ciudadanos de esta supuesta Unión pueden moverse libremente por todos los territorios que la conforman, es un derecho que nos asiste a todos...

Ante la incómoda situación en que se encontraba el "gobierno" de la Unión Europea, empiezan los movimientos...que si voy a hacer un informe del tema, que si voy a Bruselas y te lo cuento, que si incluyo el asunto en el ordel del día, que si he cumplido la ley, a que voy y te expediento, ¡qué te calles hombre, bueno...mujer! ....y así va pasando septiembre... Hemeroteca El Mundo

miércoles, 15 de septiembre de 2010

Nuevas formas de relacionarnos...

Hoy es uno de esos días en los que tienes varias ideas, a las que no logras dar forma, pajareando por tu cabeza...veamos si soy capaz de escribir algo coherente al respecto o este post se convierte en un ensayo propio de alguien que está como para que lo encierren en algún sitio...

Veréis...ayer fue un día revelador:

Por la mañana estuvo visitando el departamento comercial en el que trabajo el nuevo Director de Recursos Humanos, le acompañaba haciendo las pertinentes presentaciones el Director Regional...y cuando me presentó a mi resumió mi trayectoria en la compañía y terminó la presentación diciendo "y tiene un blog". No me sorprendió oir hablar de mi blog porque hace ya unos días que alguna compañera lo ha descubierto y le ha hecho un poco de promoción, pero me impactó verlo mezclado en una presentación puramente profesional. 

viernes, 10 de septiembre de 2010

Inglés...para septiembre...

Hoy he visto un reportaje en el telediario que intentaba explicar por qué vamos a la cola de Europa en eso de aprender inglés...y me he quedado a cuadros con la explicación: al parecer la cosa se debe a que allá por los 60 estudiábamos francés en lugar de inglés, en los 70 era difícil encontrar institutos que impartieran clases de inglés, luego llegaron las interminables colas en las escuelas de idiomas sólo en Madrid y Barcelona, en el resto de ciudades al parecer no había...y por eso Adolfo Suarez, Calvo Sotelo y Felipe Gonzalez necesitaron traductures en sus contactos internacionales, Aznar hablaba tejano y Zapatero...thank you...

No digo yo que la raíz del problema no esté ahí...pero seamos honestos: tengo 36 años y mi generación estudió inglés en el colegio desde, en el peor de los casos, los 11 años ¿somos más tontos que el resto de los europeos? ¿somos más tontos que los polacos, rusos.....que llegan a España y en cuestión de meses se están comunicando en castellano? no lo creo...

martes, 7 de septiembre de 2010

Algo habrá que hacer...

Esta mañana me he sorprendido llegando al trabajo sintonizando cadena 100…y mientras subía las escaleras de la oficina pensaba que se llega de “mejor rollo” escuchando algo de música y al cole con Jimeno que las tertulias matinales… Con lo que me han gustado a mí siempre las tertulias y debates y con las noches arreglando España que hemos pasado en la twittertulia ¿cómo he podido llegar a este punto de hartazgo tertuliano?


La verdad es que me sigue gustando esto de contraponer opiniones: consiste en poner a prueba las tuyas al confrontarlas con las de los demás, a veces te reafirmas en tus pensamientos, otras veces incluyes en ellos nuevas variables y en otras ocasiones incluso cambias de opinión… El problema es que para que ese intercambio de opiniones funcione hay una condición sine qua non: que se piense lo que se diga y se diga lo que se piense…y eso es lo que ahora no ocurre:

lunes, 6 de septiembre de 2010

Los mejores Twitters de la Historia #meme

He recibido una interesante propuesta de @victurs vía @gasolinero en Twitter: los mejores Twitters de la historia, esos a quienes no hubieras dudado en seguir si estuviesen vivos y conectados hoy... Se me ocurren muchos más de tres pero...estos tres son mis "imperdibles"

miércoles, 1 de septiembre de 2010

La Huelga General que se avecina...

Estos días, ante la huelga que se avecina, vuelve a estar de actualidad el post "Huelga General" publicado en este blog el 16 de junio, hasta tal punto que ha recibido un par de nuevos comentarios con tanta enjundia que merecen, más que ser respondidos en ese post de fechas ya pasadas, uno nuevo y, para empezar por el principio, os recomendaría leerlos visitando el link al post comentado “Huelga General”: Además de aportar siempre enriquecedoras opiniones, en estos nuevos comentarios me lanzan un guante:

...¿porque una huelga general? pues porque soy trabajador y tengo conciencia de ello, y porque todas las huelgas generales se han realizado cuando se han atacado los derechos de los trabajadores, y porque es de las pocas herramientas democráticas que nos quedan. ¿Que propones como alternativa?...

Y a continuación recojo el guante:

¿por qué no hacer huelga? En primera instancia diría que el principal motivo es que la maltrecha economía española no puede permitirse un día de parón; además, si fuese a servir de algo, podríamos hablar de mal menor pero no veo de qué nos puede servir; además ,ver la huelga como única salida me parece un error, la huelga es la salida fácil, la que se ve, la que hace ruido, la que da publicidad, la que sale en la foto el día de la manifestación…

Ahora bien, no quiero cargar las tintas contra los sindicatos únicamente…en la situación en la que estamos la solución debe ser necesariamente negociada entre patronal y sindicatos con el apoyo de los representantes políticos: el problema al que nos enfrentamos no es la crisis, es la dificultad de nuestra economía a todos los niveles (tanto macro como microeconómico) para enfrentarla y, si ese es el problema, tirarse los trastos a la cabeza entre empresarios y trabajadores no es que me parezca una inutilidad, que también, me parece una gran irresponsabilidad…y reparto entre ambos colectivos esta irresponsabilidad (hablo de colectivos, no de patronal ni sindicatos, sino de empresarios y trabajadores y si sentimos que los representantes que tenemos no nos representan, debemos hacérselo saber).
Uno de los problemas que tiene la economía española para afrontar situaciones de crisis como la que estamos viviendo es lo poco flexible que es nuestro mercado laboral y esto es tan innegable como insostenible: tenemos trabajadores con mucha antigüedad, salarios por encima de la media y por tanto indemnizaciones por despido elevadas y tenemos también trabajadores que no saben lo que es un contrato indefinido ni un salario de mileurista…y todos ellos realizando el mismo trabajo y, en el mejor de los casos, con la misma productividad. Esto, se mire por donde se mire, es un problema que hay que atajar, la cosa está en cómo hacerlo y esto me lleva a la segunda parte del guante que he recogido ¿qué haría yo en lugar de una huelga?
Expondré primero, y admito por su puesto correcciones si en algo estoy errada, lo que veo que se está haciendo: se está intentando solucionar en dos días un problema cocinado a fuego lento durante años, a golpe decretazo y recorte de derechos; los empresarios dicen que para ellos la situación es insostenible, los trabajadores dicen que para ellos también, los políticos dicen, como siempre “y tu más” y así llegamos a la Huelga General.

¿Qué haría yo? A corto plazo no tengo claro que medidas se pueden tomar que mejoren nuestra estructura productiva sin dañar a quienes formamos parte de ella…pero lo que sí tengo claro es que si no se toman medidas que den sus resultados a medio/largo plazo no saldremos jamás de este problema: la no-flexibilidad se basa en que cuando las cosas van bien en nuestra economía los trabajadores lo notamos sólo en que no nos vamos al paro o en que nos suben el IPC o poco más, la única forma de ganar más dinero no es es trabajar mejor sino cambiar de empresa o promocionar a puestos para los que estamos preparados...o no, la promoción horizontal en España no existe, al menos no desde el punto de vista salarial, por lo que como decía alguien "promocionamos hasta llegar a nuestro nivel de incompetencia"; y cuando las cosas van mal intentamos agarrarnos a que nosotros no nos beneficiamos de las vacas gordas y no somos quienes debemos torear las flacas: a ver qué os parece esto, y conste que no voy a inventar nada que no esté inventado ya:

¿Y si en lugar de subir el sueldo cuando las cosas van bien y no tocarlo o bajarlo por Real Decreto o por subterfugio del estilo “te quito el plus de no-se-que” cuando van mal  no instauramos las pagas de beneficios? Es decir, cuando las cosas van bien el empleado cobra un tanto por ciento más y por tanto el empresario reparte las vacas gordas, y cuando van mal y no hay nada que repartir asumimos todos las vacas flacas. Esto permitiría a las empresas tener unas estructuras flexibles pues los costes laborales guardarían cierta proporcionalidad con los resultados de la empresa, se conseguiría además una mayor implicación de los trabajadores en los resultados de la compañía pues se consideraría en mayor medida parte de ella y de su buena marcha.

El sentido común nos dice que tanto a empresarios como trabajadores debemos buscar el mismo fin: la rentabilidad de la empresa…pero si los unos piensan que los otros los explotan y los otros piensan que los unos los desangran…mal vamos. No me gusta oir hablar de la defensa de los intereses de los trabajadores porque implica que alguien ataca esos intereses, nadie se defiende si no le atacan ¿no? Y no nos engañemos...hay empresarios explotadores, de esos que se han llenado los bolsillos con la especulación inmobiliaria, sí...pero España es un país de PYMES y la realidad es que hoy en día hay más pequeños empresarios con los bolsillos pelados que forrados de nada...y los hay incluso que mantienen su pequeño negocio abierto porque no se pueden permitir rescindir el contrato de uno o dos empleados...casos hay de todos los colores. Por cierto...lanzo una pregunta ¿se preocupan los sindicatos por los trabajadores de las PYMES, que representan la mayor parte del mercado laboral español?. Y entretanto, quien debe mediar en esto, nuestros representantes políticos también a la gresca “y tu más”, pensando más en las próximas elecciones que en solucionar los problemas que tenemos sobre la mesa. 

Incidiendo sobre algo que Belén Fernández expone en su comentario, que vivimos en una sociedad de individuos cómodos y egoístas es innegable, que es encomiable el trabajo de quienes se mojan y desde dentro luchan por mejorar las cosas es igualmente innegable…pero personalmente me niego a posicionarme al lado de estructuras en las que no creo sencillamente porque es lo que hay o por irme con lo que considere menos malo; quiero tomar mis propias decisiones y no por ser un trabajador tengo que estar de acuerdo con lo que hagan o deshagan los sindicatos y por eso soy muy crítica con quienes se posicionan con un partido político y, cual los hooligans del fútbol, ¡hasta la muerte por mis colores! pierden su visión personal y crítica sobre las cosas. Y por supuesto no quiero decir con esto que todo aquel que se afilia a un sindicato o a un partido político pierde su sentido crítico...pero de esos hooligans haberlos hailos y, desgraciadamente, son los que más suelen promocionar en estas estructuras...

Tenemos que actuar como personas responsables, pensando por nosotros mismos y haciendo en cada momento lo que en conciencia pensemos que debemos hacer y por supuesto debemos también ver más allá de nuestra nariz y pensar que a veces hay que asumir cosas que no nos gustan o tomar decisiones desagradables si al final nos llevan a una situación mejor: ante un incendio lo primero es apagar el fuego sí, pero luego hay que reconstruir y eso es lo que no hacemos…apagamos el fuego a costa de lo que sea y luego nos acomodamos a vivir entre escombros, vivimos a corto plazo, hoy me va bien, mañana ya se verá...y en esas estamos...viendo... 

¿Qué haría yo? me pregunto de nuevo...cambiar a los dirigentes sindicales y de la patronal tantas veces como sea necesario hasta encontrar a unos que tengan visión global y analítica sobre lo que está ocurriendo y trabajen conjuntamente en la búsqueda e implementación de soluciones que nos ayuden a construir una sociedad mejor...porque no creo que nadie nos esté obligando a vivir en una sociedad consumista que nos hace infelices, creo más bien que entre todos construimos esta sociedad día tras día...y si nos hace infelices será que algo estamos haciendo mal o cuando menos dejando de hacer bien...o de hacer, sin más.

No quiero terminar este post sin agradecer a Begoña Ramirez y Belén Fernández sus aportaciones, ambas dan su visión del mundo sindical desde dentro de un sindicato y desde el ejercicio de su labor como representantes sindicales con responsabilidad...y sin estar liberadas!