domingo, 3 de octubre de 2010

Los cañones del Sil ...lo que fueron y lo que son

En el link que os dejo a continuación tenéis un post acerca de Los Cañones del Sil: un maravilloso paseo por un lugar único que ya nunca volverá a ser lo que fue: al final de ese artículo tenéis también la explicación de cómo se ha llegado a esa situación: El Miño lleva la fama y el Sil carga la lana, dice la cultura popular en Galicia y es esa lana lo que ha resultado ser demasiado goloso para las eléctricas (Iberdrola en este caso pero podría haber sido otra) y la consecuencia es que el Sil ha visto reducido su caudal estrepitosamente.

No soy una ferviente ecologísta, soy más bien pragmática en este aspecto y tiendo, como en casi todo, a mantener un cierto equilibrio en mis opiniones, pero en este caso me posiciono con quienes se espantan ante el daño hecho a este entorno ¿por qué? bien sencillo:


soy consciente de que vivimos en un país de servicios con una industria muy limitada, si a ello sumamos que Galicia está en un extremo (físicamente) de este país y que, aún habiendo mejorado mucho las comunicaciones, la distancia y la difícil orografía del paisaje representan trabas a veces insalvables, lo que nos queda son pocas vías de desarrollo...pensad en las limitaciones de las cuotas pesqueras, en la debacle que sufrió el sector naval, en las cuotas de leche y de productos agrícolas en general, en los petroleros de turno como el Prestige, en la globalización de Inditex, en el ERE de Sargadelos...

Una de esas vías de desarrollo que nos queda es el turismo pero ¿qué vamos a ofrecer? el modelo sol y playa no nos sirve, claro que podemos crear uno a medida que se base en lo que Galicia puede ofrecer y otros lugares no...lo que nos diferencia: nuestra raíz celta, el folcklore, los restos arquitectónicos únicos que tenemos, la gastronomía y los entornos naturales...

Pues bien, en mi opinión destruir entornos como el de la Ribeira Sacra nos aportará electricidad no se si más cara o más barata pero viene siendo lo mismo que si destruyes La Torre de Hércules para construir viviendas con vistas al mar...estás destruyendo algo más que un entorno natural, estás destruyendo la base sobre la que poder construir un futuro, tu sello de identidad, tu factor diferenciador... Si hay que hacer una central eléctrica hagámosla...pero pensemos primero bien dónde y qué consecuencias puede tener...

Os dejo, además del link que os comentaba, una pregunta que no se me va de la cabeza desde que he leído acerca de este atropello ecológico y económico... ¿a qué se debe que esté teniendo tan poca repercusión mediática este asunto? ¿dónde están los ecologistas? ¿y los nacionalistas acérrimos defensores de su tierra?

Ribeira Sacra, pasear por el Sil - Chela

2 comentarios:

  1. Desconozco el daño ecologico que se haya producido en ese lugar. Yo personalmente no estoy en contra de esa forma de producir electricidad, pero claro sin que perjudique gravemente el entorno.
    Por otra parte, Galicia como Castilla y Leon han vivido humildemente con la agricultura y últimamente tambien del turismo, que se ha ido potenciando en los ultimos años, pero tambien estoy de acuerdo, que han sufrido mucho retraso en las comunicaciones e infraestructuras.
    He estado en Galicia en varias ocasiones y me parece una comunidad extraordinaria, con paisajes maravillosos y unas gentes estupendas.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Helio por tu comentario...la cuestión está en crecer de forma controlada tomando decisiones, midiendo sus consecuencias y asumiéndolas o al albur de los euros sin pensar las consecuencias de nada... De ese no medir consecuencias vienen cosas como los excesos de construcción de la costa mediterranea, por ejemplo...

    ResponderEliminar